Durante los últimos años, tanto la arquitectura como el diseño noruego han traspasado fronteras y se han convertido en un fenómeno internacional. La iniciativa de las Rutas Panorámicas de Noruega surge para fusionar la naturaleza, la arquitectura y el diseño de Noruega y crear una experiencia de 360 grados para el viajero. A lo largo de las 18 rutas que se encuentran en el oeste, centro y norte de Noruega -tanto en la costa como en las montañas- se encuentran elementos arquitectónicos que potencian y crean nuevas experiencias que encajan a la perfección con los distintivos paisajes del país.

Las rutas suponen un total de 1.850 kilómetros que se han elaborado dentro de un proyecto llevado a cabo a lo largo de casi dos décadas donde se incluyó la construcción de lugares de descanso, aparcamientos y puntos de observación de vistas panorámicas. Para ello su construcción contaron con algunos de los mejores arquitectos y diseñadores noruegos, tales como Snøhetta, Reiulf Ramstad Arkitekter, Jensen & Skodvin y Carl-Viggo Hølmebakk.

Helgelandskysten. Al fondo, las montañas de islas Lofoten

Muchos de estos lugares son de reciente construcción, como el nuevo área de servicio que abrirá sus puertas en mayo en Helgelandskysten, la carretera nacional Fv17 que se extiende desde Holm en el sur, cruza el Círculo Polar Ártico y llega hasta Bodø. Este baño público tiene forma de ola y los materiales que se han utilizado son vidrio esmerilado y hormigón. Además, se encuentra en una ubicación privilegiada: con vistas al mar y a las montañas de Lofoten. Por si fuera poco, como las demás construcciones que se encuentran en las 18 rutas, cuidan el entorno. Ésta en concreto, tanto por la noche como por el día, está iluminada por luz ambiental.

Ruta Aurlandsfjellet

El mirador de Stegastein, situado en Aurland, uno de los fiordos más grandes de la costa oeste de Noruega, es una de las obras más conocidas y reconocibles. Fue elaborada por los arquitectos Todd Saunders y Tommie Wilhelmsem, quienes buscaban un elemento que no tocara el paisaje. El resultado es una pieza que se curva hacia abajo tras una pasarela de 4 metros de ancho y que sobresale 30 metros del borde, consiguiendo jugar con el vértigo del espectador y, por supuesto, sorprendiéndole.

Ruta Trollstigen

La sinuosa carretera de Trollstigen es famosa mundialmente, pero para quienes no la conozcan, se encuentra en Geirangerfjord, inscrito por la UNESCO en la lista de Patrimonio de la Humanidad. A través de los 104 kilómetros que recorre esta ruta, la carretera de montaña posee varios puntos de observación paisajística con vistas impresionantes.

Ruta Atlanterhavsvegen

Pese a tener solo 36 kilómetros de extensión, es uno de los tramos de carretera más espectaculares del mundo. La carretera del Atlántico cruza la boca de un fiordo y salta a través de arrecifes e islotes a lo largo de ocho puentes.

Ruta Helgelandskysten

La ruta turística más larga, con 433 kilómetros, cruza el Círculo Ártico y te lleva al otro lado del remolino de mareas más grande del mundo, a la singular montaña Torghatten y a las islas Vega, que fueron inscritas por la Unesco en la lista de Patrimonio de la Humanidad.

 

Más información: www.visitnorway.com