Efectivamente, Jerusalén es una ciudad con múltiples atractivos milenarios. Quizá por eso no deja de sorprendernos; ahora, por ejemplo, se reinventa de nuevo para ofrecer nuevas experiencias a los visitantes.

La primera la recién inaugurada iluminación especial en la muralla sur del Monte del Templo y en las ruinas del Parque Arqueológico de Jerusalén, las más importantes del país.

El Monte del Templo se ubica en la explanada de las Mezquitas y antes de su total destrucción estuvo rodeado por unas murallas de forma rectangular de las que sólo se conservan algunas partes, siendo el Muro de las Lamentaciones una de ellas.

Gracias a esta espectacular iluminación lumínica hoy se puede visitar esta zona tan rica en vestigios cuando el sol ya remite. La nueva atracción lumínica incluso pondrá el foco, de forma literal, sobre antiguas inscripciones hebreas que serán iluminadas por primera vez

También el área del Muro Sur y el Parque Arqueológico de la ciudad experimentan una verdadera transformación ya que se actualizarán e incluirá un recorrido de audio, educativo y experiencial que dará voz a personajes del período del Segundo Templo e incluirá actividades de realidad virtual.

Más Información en: https://es.goisrael.com/